"rbtribuna") Por el final de las absurdas fronteras (políticas, sociales, burocráticas, económicas...) que aún subsisten entre España (singularmente Galicia) y Portugal...y que tanto perjudican a la ciudadanía ibérica

En Abril, aguas mil

Después de las vacaciones, algo que todos necesitábamos como el bien comer, parece que vuelve el invierno. Los próximos siete días, por lo menos, vamos a tener que olvidarnos de la primavera de abril porque vuelven las lluvias mil y las temperaturas bajan, las mínimas a una media de 7’5 y las máximas no superarán los 16 grados. Ya te lo dije, hasta el cuarenta de mayo no te quites el sayo. Pero siempre nos quedará un buen cocido porque ya se sabe que penas con pan son menos.

Xerardo Rodríguez